miércoles, 25 de agosto de 2010

Los cisnes sin prosa


Es hora de cambiar la música de las vacaciones por la monotonía de los apuntes, para empaparse de conceptos tan imprescindibles como la enálage del adjetivo, la sinécdoque u otros sin los cuales no puedes ni comprar un kilo de uva moscatel en el mercadillo.

Lucerna es acreedora de un recorrido a pie, el caminante hallará por todas partes la bandera de la confederación ondeando, incluso en el interior de las iglesias. Que yo sepa su selección el único mérito que hizo fue ganar el primer partido a la campeona. Dejemos el esférico a un lado y deleitémonos con sus puentes de madera, una postal a la cual es difícil resistirse a cualquier hora, viene a ser la metáfora del primer amor, siempre uniendo la orilla del presente con aquel tiempo que se nos antoja mejor, tal vez porque olvidamos que nunca se cruza dos veces el mismo río como decían los filósofos griegos.

El casco antiguo está pleno de rincones medievales con su explicación en alemán, claro que como el nómada no pilla ni papa de esa lengua, bueno ‘kartoffel’ sí. Hablando de papeo aquí los precios son para multimileuristas, por lo que el punto de referencia es la estación principal de trenes, en cuya planta sótano hay un supermercado con precios más llevaderos, abre incluso los domingos hasta las 10 de la noche.

No merece la pena llevar reloj encima, ya que por doquier hay torres que  los ostentan, y de lo más pintoresco, como el del antiguo ayuntamiento. Sin embargo aquel cuyo mecanismo aparece en la foto como medieval tiene el privilegio de dar las horas un minuto antes que el resto, al ser el más antiguo de la ciudad.

Otra tentación es el paseo por el lago en cualquiera de las embarcaciones que lo surcan. Es  una perspectiva desde la cual se descubre la ingeniosa “playa” que ha montado esta gente. A juzgar por la cara de los bañistas, las aguas no son termales precisamente. Las edificaciones de la orilla, al margen de su suntuosidad evocan el disfrute de una aventura como para fundir un glacial.

Vuelvo a mi embarcadero con mis apuntes cisne ondulándose sobre los calcos semánticos y otros menesteres menos prosaicos.

18 comentarios:

Vane dijo...

maravillosa descripción! me he podido desplazar allí, a sus calles!
besines

Mª Ángeles Cantalapiedra dijo...

Repollo, qué título más bonito y el texto como las fotos no tienen despedicio... besillos

Belén dijo...

Poco te ha durado la alegría... bueno, a estudiar!

Besicos

Glo dijo...

Yo solamente conocía Lucerna de:

a) Su festival de música.

b) Su espectacular embarcadero.

No es mucho. Tampoco son muchos los suizos que he conocido, aparte de los bollos, de los que sólo puedo hablar bien...

Un saludo.

Alís dijo...

La verdad es que, no pudiendo ir en persona a los sitios, es un gusto viajar contigo, o a través de ti...
Me encantaron los puentes (las fotos y lo que dices de ellos).
Ánimo con esos apuntes.

Besos de aliento

carmen dijo...

Ya recuerdo esa ciudad. Hace demasiados años que paseé por ella.
Tengo ganas de volver...

Aupa los apuntes!

Ananda Nilayán dijo...

Muy buenas fotos y muy bien relatado. Me ha faltado sentarme a tomar un café, pero tampoco lo eché de menos, estaba absorta en el viaje.

Suerte en los exámenes, ya queda poco.

Un besito

Gizela dijo...

Uffff!!!!
Para el bello recuerdo que tengo de Lucerna,sus puentes,sus konditorei; y tu pluma aguda e inteligente
Besotesss y lindo finde

NATALIA dijo...

Estuve en esos lares hace ya unos cuantos años... qué ganas de volver!!

Alma Mateos Taborda dijo...

Tus relatos son tan lindos que es posible viajar contigo a través de tu guía y tus estupendas fotos. ¡Hermoso!Un abrazo grande.

gaviota dijo...

ummmm lo medieval lo mio me encanta esa epoca de palaciegos silencios que enmarcan a aquella sprincesas de realeza besitos gaviota

Pilar Moreno Wallace dijo...

Qué sitios tan preciosos estás disfrutando ...!

Siberia dijo...

Quizás esa monotonía de los apuntes es la que luego nos hace gozar y dar valor a las vacaciones e incluso verlo todo más bello.

Un saludo

Ayshane dijo...

Buena descripción... entran ganillas de conocer el lugar...

Abrazos...

delaRosa dijo...

Guau! Me he quedado sin palabras y gratamente sorprendida. Qué lugar más bello!
Es uno de los mejores reportajes que has hecho y de una calidad fotográfica inmaculada, francamente bueno!
Felicidades, Maestro, un placer gratuito el que nos ofreces en una época en la que casi todo hay que pagarlo.

Besines de casi-medianoche:))

La sonrisa de Hiperión dijo...

Pasé a echar un ratito de lectura en tu espacio, como siempre un placer. Pasa un buen fin de semana.

Saludos y un abrazo.

Reyes dijo...

No te quejes que entre paliza y paliza te das unos garbeos de padre y señor mío.
Y mu bien que haces, y mejor los cuentas.

Suerte .

bolero dijo...

jejejje, yo estuce hace mucho, con dos amigas recorriendo Suiza a dedo
fue geniallllllllllll
eso sí caro caro de narices
Lucrna me encantó bueno toda Suiza me gustó
pero q Jartón de comer de bote, jejeje
muakkkkkkkkkkkkkkkkkk

( debria escanear tantas fotos ¡¡¡¡)

Impresiones

Todo es subjetivo, dejemos volar el yo imposible.

Archivo del blog

Datos personales

Mi foto
Andalucía, Spain
Tratando la conjución de ocurrencias e imágenes. No pongo música porque se cabrean los de la SGAE.